viernes, 11 de enero de 2013

Chocolate a la Taza Especiado






Y por fin llegó el día de Reyes. 

Después de los nervios vividos por llegar a tiempo a la Cabalgata a ver a SSMM Los Reyes Magos de Oriente: Melchor, Gaspar y Baltasar...

Después de haber llenado los bolsillos de los abrigos con caremelos de todos los tamaños y colores...

Después de ver a los Reyes volado con los renos, surcando el cielo de regreso a casa...

Después de volver a saltar de la cama porque nos faltaba ponerles unas "amenidades" a SSMM. compuestas de leche, galletas y zanahorias para los camellos...

Después de no querer dormir para pillar a SSMM "infraganti" junto a los zapatos pulcramente limpiados por los Kekos...

Después de oir varias veces cascabeles, campanillas y hasta a los camellos.

Después de amanecer tirando del nórdico de mi cama para bajar a ver si habían venido o si se habían olvidado de pasar por aquí... 

Trás bajar apresurados uno a uno los peldaños de la escalera y ver esas caras que tornaron de preocupación e incertudumbre a alegría al ver bajo el árbol regalos, zapatos, juegos, libros...

Comprobar que lo que más le gustó de sus regalos fue TODO, aun sin que ellos hubieran pedido absolutamente nada, solo lo que los Reyes Magos les quisieran dejar...

Sentir esa satisfacción de compartir su alegría y su ilusión no tiene precio.

Después de unas Navidades copiosas, de ciertos excesos, el colofón a esta etapa fue una merienda-cena de Roscón de Reyes acompañado por este delicioso y sugerente Chocolate Especiado, que espero que probéis muy pronto.

Hoy, con tristeza recogiendo todos los bártulos navideños... esperando que pase este año para volver a vivir con los Kekos la magia de la Navidad.




Ingredientes:

1,800 litro de leche
450 gr. de chocolate a la taza en polvo
1 cucharadita de jenjibre en polvo
Esencia de Vainilla
3 Vainas de Cardamomo


Elaboración:

1. Poner la leche, el chocolate y la vainilla en la Thermomix. Programar 15 min. 100º velocidad 3 y medio.

2. Mientras tanto abrir las vainas de cardamomo poner las semillas en un mortero. Machacarlas junto con el jenjibre y añadir al chocolate.

3. Servir en tazas bien caliente y acompañar del dulce que más te guste.